Domingo, 27 Noviembre 2022

I Iglesia México

Dos nuevos obispos auxiliares para Guadalajara

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Guadalajara, Jalisco.- El papa Francisco ha nombrado a dos nuevos obispos auxiliares para la Iglesia de Guadalajara. La Nunciatura Apostólica en México comunicó ambos nombramientos el pasado 27 de noviembre. Se trata de los sacerdotes diocesanos Manuel González Villaseñort y Eduardo Muñoz Ochoa, ambos del clero de Guadalajara.

"Nos unimos en alegría y oración con la Iglesia que peregrina en la Arquidiócesis de Guadalajara y deseamos a los nuevos obispos auxiliares electos, un fecundo desempeño en su nueva encomienda Episcopal que el Señor les ha confiado", felicitó la Conferencia del Episcopado Mexicano.

González Villaseñor nació en Guadalajara el 16 de diciembre de 1963. Comenzó su formación en el seminario desde los 12 años de edad y realizó sus estudios en Filosofía y Teología en el Seminario Mayor Diocesano de Guadalajara. Fue ordenado sacerdote el 19 de mayo de 1991, cuenta con estudios en "Coordinación y Planeación Pastoral" y "Parroquia, nueva evangelización" por el Instituto Teológico para América Latina. (ITEPAL) en Colombia.

A nivel presbiteral ha desempeñado diferentes servicios como diácono, vicario parroquial, capellán de personal médico, capellán de colegio y párroco. Actualmente fungía como párroco en  San Francisco Javier de las Colinas

Por su parte, Muñoz Ochoa también es oriundo de Guadalajara, nació el 13 de octubre 1968. Realizó sus estudios de formación en el Seminario Mayor de Guadalajara e hizo la licenciatura en Teología Dogmática en la Universidad Gregoriana de Roma. Fue ordenado sacerdote el 22 de mayo de 1997.

En su vida pastoral, ha sido vicario parroquial, formador en el Seminario Menor, profesor y secretario del Seminario. Del 2013 al 2016 fue secretario de la Dimensión Episcopal para los Seminarios de la CEM y de la Organización de Seminarios de México (OSMEX). Fue secretario ejecutivo de la Comisión Episcopal para Vocaciones y Ministerios (CEVyM) de la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM). Finalmente, antes de recibir el nombramiento episcopal, se desempeñaba como prefecto de disciplina en el seminario mayor y profesor de Filosofía del Lenguaje.