Viernes, 27 Noviembre 2020

I Iglesia México

Palabra, pan y pobres, la pandemia nos ayuda a ensayar nuestra entrega de estos tesoros: Cabrera

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Ciudad de México.- Durante la conferencia magistral “Retos y Desafíos del Sacerdote Post-Pandemia”, el arzobispo de Monterrey, Rogelio Cabrera López, dijo que la pandemia obliga a mirar hacia el futuro cercano que se derive de este hecho inusitado, nos cambió la vida a todos no solamente a la Iglesia Católica.

Cabrera López aseveró que la iglesia a lo largo de dos milenios ha sabido lo difícil que es surcar este océano, la Iglesia conoce de persecuciones, de situaciones difíciles de sometimiento, conoce de historias fallidas; pero también sabe de éxitos evangelizadores.

A nivel mundial muchos sacerdotes han dado la vida en este momento tan difícil de la pandemia, "¿cuántos sacerdotes? ¿Cuántos pontífices incluso han muerto en tiempos de peste? Hoy no es la excepción", dijo el también presidente de la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM).

El arzobispo reflexionó sobre "La Palabra, el Pan y los Pobres"; dijo que Dios ha dado esos grandes tesoros a los ministros y sacerdotes: "Nos ha dado el patromonio de la Palabra, del Pan Eucarístico (somos sacerdotes por y para la Eucaristía) y nos ha encargdo a los más débiles, a los Pobres. Esta pandemia nos ayuda a ensayar nuestra entrega en estos tesoros. Un desafío en cómo llevamos adelante esta misión".

Cabrera expresó que las personas suelen poner su seguridad en el dinero, en los afectos, en el cariño pero también ponemos nuestra seguridad en la prepotencia. Y la pandemia nos ha mostrado nuestra vulnerabilidad y pequeñez. Por ello pidió refugiarse en el Señor en todo momento.

"Ante la adversidad, Jesús nos dice: 'No tengan miedo' Este llamado es un llamado a la esperanza, es una ocasión de escuchar qué es lo que el Señor nos permite aprender"

 

Por su parte y en este mismo marco, Pedro Sergio de Jesús Mena Díaz, obispo auxiliar de Yucatán y presidente de la Comisión Episcopal para Vocaciones y Ministerios, dijo que ante la nueva normalidad también está la reapertura al culto, pues la salud mental -aseguró- está ligada a la salud espiritual: "Por eso debemos organizarnos bien para para la reapertura al culto público". (Con información de Siete24.mx)